Enamorarse (en este caso de una persona, no de un lugar) y hacer que una relación a distancia funcione puede ser uno de los muchos maravillosos efectos secundarios de viajar y estudiar en el extranjero. Tener una relación de pareja a distancia es complicado, no nos vamos a engañar. Cuesta mucho no tener cerca a la otra persona, no poder sentirla ni compartir momentos íntimos.

Y es que mantener relaciones a distancia es todo un reto psicológico.

¿Alguna vez has pensado en que si una relación a distancia es para ti? ¿Qué tanto crees que podrías aguantar? ¡Averígualo con este test!

Esperamos que te haya gustado, si es así, a continuación te dejamos más artículos y test que como este podrían interesarte.