Un caballero destaca entre todos los hombres por sus cualidades. La arrogancia la hace a un lado y prefiere concentrarse en sus interlocutores.

Es extravagante en un buen sentido y carismático con sus semejantes. Su espíritu alardea de puntillas, intentando pasar desapercibido.

Si actualmente quedan muchos o pocos es sólo una cuestión de percepción.

Sin embargo, es un hecho que las mujeres continuamos admirando a los hombres que nos deleitan con su caballerosidad sin pedir nada a cambio, razón por la que enlistamos las características del verdadero hombre que todas las mujeres amamos y extrañamos, y para que ustedes, hombres, tomen nota y vuelvan a ser caballerosos.

La puntualidad

Un básico que todo hombre debe dominar. La primera impresión siempre es importante. Respetar el tiempo de los demás siempre será una buena tarjeta de presentación.

Que tengan buena memoria

No olvidar una fecha importante siempre es un buen detalle. Recordar su cumpleaños, un evento, aniversario o algo que haya compartido contigo, demuestra que tiene interés en tu persona.

Que cuiden su aspecto físico

Independientemente del estilo del que sean partidarios, nunca hay pretexto para descuidar su imagen. Bañarse, rasurarse, cuidar su barba, su cuerpo y oler bien, debe ser la rutina principal de todo caballero.

Los pequeños detalles

Hoy son consideradas como old school, pero son acciones fáciles que toda mujer sabe valorar.

Abrir su puerta, cederle el asiento, el paso, ayudarle a cargar sus cosas u ofrecerle tu chaqueta si siente frío son acciones que te puede hacer ganar muchos puntos.

La paciencia

A diferencia de los hombres, las mujeres solemos ser complicadas por naturaleza, por esta razón, que un hombre nos tenga suficiente paciencia es vital para nosotras.

Saber escuchar

Interrumpir frases para concluir y pasar a otro tema, o bien dejar que una persona hable al vacío mientras preparas tu respuesta, son errores que muchos cometen, pero que si aprendes a escuchar podrías convertirte en su persona favorita.

Su buen uso del lenguaje

La mejor forma de darse cuenta cómo es una persona es poniendo a prueba su uso del lenguaje.

Un caballero siempre se expresa con las palabras adecuadas en el momento indicado y siempre procura evitar las malas palabras. Sabe decir: Hola, adiós, por favor, gracias y después de ti.

Que hagan menos fobbing

Un problema que en los últimos años se ha convertido en un dolor de cabeza para muchas personas.

Hablar con alguien y que ésta te preste atención sin que tenga que jugar y distraerse con su celular, tablet y demás gadgets, es algo que realmente se agradece.

Los buenos modales

Sus buenos modales no pertenecen sólo a una mujer. Son caballerosos con mujeres y hombres en general, siempre se expresan bien de los demás y lejos de querer lucir como un cobarde, prefieren evitar los problemas innecesarios y las agresiones para no descuidar a su acompañante.

Admiten sus errores

Un caballero siempre sabe aceptar una disculpa y, lo más importante, ofrecerla cuando sabe que se equivocó.

Y lo más importante… la modestia

Un caballero jamás presume de ser uno.

Vía: CC